“No es una cerveza de sandía con una cerveza de limón y una cerveza de jamaica. Es una cerveza de sandía, jamaica y limón al mismo tiempo”, mencionó Jaime Andreu, de cervecería Primus, en la presentación de la nueva cerveza de frutas Mural Agua Fresca.


Por Mildred Daniel. En los últimos años, las cervecerías mexicanas no han experimentado con nuevos estilos para confeccionar esta bebida, han apostado por el uso de levaduras traídas de todas partes del mundo, en agregar a las maltas otros granos distintos a la cebada y se han atrevido a incluir ingredientes ajenos a la receta original con los que puedan crear un concepto diferente o imprimir una nueva personalidad a la cerveza resultante.

Las colaboraciones entre cervecerías son también bien recibidas entre los consumidores de esta bebida y Cervecería Primus de Jaime y Rodolfo Andreu es una de las pioneras en el renglón de las cervezas colaborativas. Desde hace siete años producen una cerveza a la que bautizaron “Lupe Reyes” por ser exclusiva de las fiestas decembrinas, y que fabrican en conjunto con Cerveza Minerva, de Guadalajara, Jalisco. En 2017, junto al chef Juan Cabrera del restaurante Fonda Fina, lanzaron “Pawa”, una lager con todo el sabor de la mexicana hoja de aguacate.

Su creación más reciente nació gracias al acercamiento de New Belgium Collins, una cervecería estadounidense de Fort Collins, Colorado, que hoy concibe a México como un mercado potencial, pero también como un territorio por explorar. Estados Unidos es un mercado donde la tendencia del gusto por lo mexicano ha crecido mucho en los últimos años, lo mismo que por la cerveza que se produce en nuestro territorio y de la cerveza de frutas en específico.

Eso impulsó a New Bellgium Collins a buscar en los mercados coloridos de nuestro país un ingrediente con el que pudieran crear una cerveza de temporada. Para su fortuna, descubrieron un refrescante oasis de posibilidades de todos colores y sabores: las aguas frescas. “¿Cómo le explicas a un americano que un jugo no es lo mismo que un agua fresca? Quisieron hacer algo con este concepto porque lo vieron acompañando a la comida de los mercados, de la calle y en todos lados. Hay que recordar que la cerveza es un alimento y es parte de nuestra gastronomía y como tal, México merece tener una cerveza que represente el nombre del país, los aromas, los sabores, los colores, a toda la cultura y a su gente”, dijo Andreu.

Después de un buen número de pruebas dieron con la composición deseada. Mural Agua Fresca, de estilo Ale, es una combinación de jamaica, sandía, limón y miel de agave. Tiene una buena cantidad de malta base y 4.2 grados de alcohol que casi no se perciben. Es un juego de ingredientes dulces como la malta y la miel de agave y de elementos ácidos como el limón y la jamaica, y la sandía, que puede resultar ambos. Al probarla, en los primeros tragos domina la jamaica, pero evoluciona gradualmente y aparecen las notas de sandía; un brebaje único en su tipo.

El secreto de una cerveza sabor “Agua Fresca”

Hay muchas formas de hacer la cerveza de frutas y una de ellas es comprar saborizantes. Cuando se usan ingredientes naturales hay varias partes del proceso donde se pueden adicionar.
La jamaica y la miel de agave se agregaron durante el cocimiento de la cerveza para que la miel se integrara y porque los aceites esenciales de la jamaica se extraen mejor a alta temperatura.
Luego de la fermentación, durante la etapa de la maduración, se agregaron los jugos de sandía y limón. Como los azúcares naturalmente contenidos en estas frutas no se fermentan, solo aportan sus sabores y aromas característicos. Finalmente, un ligero proceso de filtrado elimina los sedimentos resultando un líquido limpio y con un atractivo color rojizo.